El aroma de la Felicidad…



La felicidad bien pudiera ser un ramillete de flores

Cada pétalo…la sombra de aquello que tú te propones…


Cada tallo, las metas que seguramente lograste…



Día a día intentamos regar de esperanzas el agua de nuestras ilusiones


El sol de nuestros propósitos dará vida a cada suspiro vital que surja de nuestro interior…

Y si alguna vez marchitara una sola flor, busquemos tierra adecuada para 
enraizar colores nuevos en la mirada del corazón.


Pilar Cruz Gonzalez

Sobre Pilo Cruz

No me gusta complicar lo que considero sencillo. Estoy en perpétuo estado de aprendizaje. Aún tengo muchos sueños por cumplir, y disfruto de los que ya soñé cuando anduve despierta. Aprendo cada día mirando a los ojos de quien me mira, escuchando palabras no habladas por mi, y sintiendo el sentir de los demás. Soy un aprendiz de la vida...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *